domingo, 29 de junio de 2014

Cabrito y Caheruelas


El sur del sur es un verdadero paraíso para el ciclismo. Desde Facinas, Puerto de Ojén, Los Barrios y Tarifa, tenemos una zona espectacular como pocas para practicar deporte y disfrutar de la naturaleza.
Casi a finales de junio, entrado el estío, y siguen bajando centenares de litros de agua por los barrancos que iremos atravesando a nuestro paso.
Cerca de Torre la Peña, tomaremos la vereda de los Boquetes, GR7, que está bien asfaltado al principio y es un incesante subir y bajar bastante cómodo y desde el cual iremos disfrutando de mejores vistas a cada pedalada. Esta pista asfaltada, dejará de serla en unos kilómetros, convirtiéndose en un carril que nos dejará en la CA-2214, que viene de la N-340 y llega a Facinas. Una vez en ella, seguimos subiendo hasta Puertollano, donde giraremos a nuestra derecha, por la pista CA-2215, que cruza la garganta de Pedro Jiménez, la del Conejo, y el Río de la Vega.
Este carril nos dejará en el mirador del Estrecho, pero antes, y para darme un capricho, tomé la pista de servicio de los aéreo generadores que asciende a escasos metros  del punto más alto de la Sierra del Cabrito.
El ruido de estos cacharros es molesto y desmoralizante, además, cuando tienen alguna avería, sueltan aceite, regando todo su alrededor de este líquido tan beneficioso para la mecánica y tan perjudicial para el medio ambiente. Es deprimente ver el observatorio ornitológico del estrecho, rodeado de tanta mecánica en movimiento y con un estruendo brutal.
Dicen que si te molesta el volumen, es que estás viejo… el caso es que el Metal más poderoso, como por ejemplo Grave Digger o Black Sabbath solo harán sentir en tus oídos lo más parecido a la música celestial… de hecho, si Beethoven viviera hoy, seguramente compondría Metal… negro o progresivo, pero Metal con toda seguridad.
No creo que mi problema sea que me esté haciendo viejo, pero está claro que el Volumen Brutal de estos aparatos, me molesta bastante.
Por no hacer la ruta más larga, bajé a toda pastilla por el puerto del Cabrito hasta la playa de los Lances, donde terminamos la jornada ciclista.



Por el GR-7


Cruce al Pico Gitano




Vistas desde el Cabrito


Los Lances

Ficha Técnica

http://es.wikiloc.com/wikiloc/spatialArtifacts.do?event=setCurrentSpatialArtifact&id=7166532

miércoles, 25 de junio de 2014

Vivac bajo la Vía Láctea


Cualquiera de nuestras sierras es idónea para vivir el placer de dormir al raso, sin molestar, sin que te molesten, contemplando un enorme camino blanco que cruza el negro cielo, ¿negro?, pero si apenas se ven huecos entre tantas miles de estrellas… ¿miles?, ¿millones?...

seguir la trayectoria que llevan las nubes
y volver por la mañana igual que sale el sol,
veras que calentito retorcer las horas
dando patadas al reloj.

Esta letra de Extremoduro puede representar ese momento mágico de vivir el amanecer en un lugar alto, alejado de núcleos de población, desde donde podremos contemplar, entre otras cosas, un bonito cono de sombra.
Las temperaturas nos dieron una buena tregua, pues para tratarse del solsticio de verano no estuvo nada mal poder dormir a 9ºC y sin tienda, en el interior de uno de nuestros mullidos y confortables sacos, además de disfrutar de una fría mañana en la que un extenso mar de nubes, sólo dejaba ver las cimas más altas.

Se trata de la actividad más placentera de cuantas llevamos a cabo.











lunes, 23 de junio de 2014

Laguna de Medina


Saliendo desde la piscina municipal de Puerto Real, tomamos la carretera que pasa por la Dehesa de las Yeguas, poco transitada y tranquila, aunque carente de arcén.

Al llegar al cruce de El Portal, giramos a nuestra derecha, para llegar a la cementera. Los girasoles por la mañana temprano están preciosos, pues su amarillo se acentúa con el anaranjado de las primeras luces.

En la Laguna de Medina, solos, disfrutamos de la presencia de algunas ánades, fochas y porrones, mientras tomábamos algo de fruta e imaginando como sería este espacio natural durante el pleistoceno inferior cuando fue ocupado, por primera vez, por sociedades cazadoras-recolectoras  y donde se ha recuperado una rica industria achelense.

Desde uno de sus miradores puedes contemplar este complejo endorréico que está catalogada por la Junta como Reserva Natural, es la laguna más grande de Cádiz y la segunda de Andalucía, por ello, fue declarada como Reserva Integral Zoológica por su valor ecológico y científico. Y a escasos metros se encuentra como hemos indicado la cementera de Holcim que fabrica, algo así, como 950.000 toneladas /año de cemento y por sus chimeneas expulsa perfumes como benceno, dióxido de carbono, óxido de nitrógeno, cianuro de hidrógeno, arsénico, mercurio, óxido de nitroso, cadmio… todas estas partículas se expanden, por todo los alrededores, dando lugar a capas de sólidos que se van depositando en la superficie del agua de la laguna, otros en las cultivos de girasol y cereal, otros quedan en suspensión en la atmosfera… ¡A reflexionar¡  

Seguimos nuestro camino por la periferia de la laguna, dirección a Baldío Gallardo, ya por la vía de servicio, donde paramos a echar un café. Venta Chiquito es el punto de avituallamiento ideal.

El cruce de El Pedroso sería nuestro siguiente objetivo, y una subida a la Castellana para regresar a Puerto Real por la Vereda del Camino Viejo de Paterna… después de 60 kms, estamos como nuevos.







                                                           Ficha técnica

                  http://es.wikiloc.com/wikiloc/view.do?id=7081189


sábado, 14 de junio de 2014

Vía Verde de la Sierra de Cádiz


En estos días, Led Zeppelin han reeditado sus tres primeros discos, con nuevas mezclas que podrán gustar o no… no creemos que sea cuestión de cuestionar… solo hay que abrir nuestros sentidos y dejarnos llevar por la sintonía “Zeppeliana”, que seguro será de nuestro agrado.
El domingo hizo un buen día para la bicicleta y nos sumergimos de lleno en nuestra sierra para disfrutar del trazado de la Vía Verde, que con sus 38 kilómetros de longitud, sus 30 túneles y sus cinco estaciones, ofrece un recorrido muy atractivo que une Puerto Serrano con Olvera en una jornada “disfrutona” y sencilla.
A las 8:20 comenzamos a pedalear en la estación de Puerto Serrano, el mejor sitio para empezar, ya que superaremos un desnivel de casi 400 metros positivos a la ida, y el regreso nos resultará mucho más cómodo pues será en bajada.
La mayoría de los túneles están iluminados, aunque no está de más llevar una lámpara que nos ayude en las zonas de sombra y sobre todo para que nos vean otros ciclistas, ya que esta vía es muy concurrida.
El primer tramo discurre junto al río Guadalete, y a partir del kilómetro 26 (vamos en sentido decreciente) nos recreamos con el Guadalporcún, además, podemos observar la encina más grande de Andalucía, “El Chaparro de la Vega”, con solo desviarnos 600 metros de la vía, antes de arribar a la estación de Coripe. En esta estación, en la de Olvera (Km0) y en la de Puerto Serrano, tenemos restaurante a nuestra disposición, aportando a nuestra ruta el toque gastronómico imprescindible, y de buen gusto.
El total fueron 77 kilómetros, de terreno muy sencillo y muy atractivo, pues pasamos junto a la Reserva Natural del Peñón de Zaframagón, donde están las buitreras más pobladas de nuestra comunidad; viaductos, túneles, zonas de descanso, estaciones de tren reconvertidas, fuente, lo que nos ayuda a no tener que ir cargados de agua… en fin, un lugar para el disfrute, y además, apoyados por la Patrulla Verde, que acudirán a nuestra ayuda con sólo una llamada, si tuviésemos una avería… y con vistas a toda la sierra de Grazalema… ¡que más podemos decir!... ¡Viva Led Zeppelin!
Aquellos que practicamos la filosofía Senkabiana, podemos opinar con conocimiento de causa sobre cual de las actividades que llevamos a cabo nos parece más divertida, nos emociona más, nos aporta mejores momentos… en fin, comparar, que aunque sea odioso… puede ser divertido e interesante.
Vamos a comparar el kayak con la bici, pues en ambos deportes necesitaremos un vehículo para poder practicarlo… no como el montañismo, que solo precisa de nuestros pies.
Tanto el kayak como la bici son modalidades de deslizamiento, por lo que evitamos lesiones típicas de los deportes de impacto o contacto.
Son vehículos que nos llevarán a conocer rincones cercanos que de otra manera, seguramente no exploraríamos.
Son elementos que se prestan al contacto social y por lo tanto ayudan a las relaciones interpersonales.
Ambos necesitan un lugar de almacenaje… pero está claro que la bici ofrece una gran ventaja sobre el kayak.
Ambos necesitan mantenimiento, y tiendas/talleres de bicis hay en todas las esquinas, pero ¿Cuándo tengamos un problema con el kayak a donde acudimos? En muchas zonas esto es un inconveniente.
En bici podremos salir pedaleando desde casa; en kayak, probablemente no podamos salir remando desde casa. Por lo tanto, en cuestiones de tiempo efectivo y economía de uso, la bici aventaja al kayak por goleada (el fútbol aparece siempre en nuestras vidas), pues en tres horas, pedaleamos tres horas, pero el kayak, según donde lo guardemos y lo practiquemos, para palear 2 horas, necesitaremos más de cuatro, además de un coche para transportarlo, con baca y la placa V20 si la embarcación sobresale del auto, y hay que tener en cuenta que si el kayak sobresale más de un 15% del largo total de nuestro coche, estaremos circulando expuestos a una posible sanción e inmovilización del vehículo, y esto no es ninguna broma.
Una bici de montaña normal, puede pesar entre 11 y 14 kilos, y es totalmente manejable por el ciclista… un kayak normal podrá estar entre 24 y 30 kilos… y seguramente no pueda ser manejado solo por el palista… en nuestros casos, necesitamos ayuda mutua para subir a la baca y bajar de la estantería el kayak, así como para portearlo al agua… por lo tanto, no podremos salir a navegar solos… el kayak es menos ergonómico.
Como subas el kayak a la baca sin haberlo endulzado bien, estarás condenando la vida útil de tu preciado coche por culpa de la preciada sal… a no ser que navegues en aguas dulces.
El kayak te permitirá arribar a ese islote paradisíaco que está en mitad del pantano… la bici no.
La bici cabe dentro del coche sin quitarle las ruedas… el kayak, en el 95% de los casos, NO.
El kayak necesita un cubre bañeras, un chaleco, ropa y escarpines de neopreno, una pala de 220cms… y un sinfín de indumentaria de seguridad: bomba de achique, un cabo de rescate, flotadores… la ropita de ciclista me cabe en un cajón. Otra ventaja para la bici.
La distancia recorrida también ayuda a despejar nuestra mente, pues el paisaje varía mucho, y aquí también aventaja la bici al kayak… se suelen hacer como mínimo 45 kms en bici por unos 15 en kayak.
Si no queremos salir solos, será infinitamente más fácil buscar alguien para salir en bici que alguien para salir en kayak… solo hay que acercarse a Ronda en mayo, para ver como en la carrera de la Legión participan  3000 ciclistas. En todos los hogares de nuestra querida piel de toro, hay al menos una bici.
La bicicleta es un eficaz medio de transporte… incluso hay quien la usa para acudir al lugar donde guarda el kayak.
Puedes viajar en tren con tu bici y hacer el recorrido de vuelta pedaleando… no tendrás que pagar un plus por tu montura.
Básicamente, estos son los aspectos que pueden diferenciar una actividad de otra, subjetivamente (habrá mas), y aunque recomendamos los dos, si hay que elegir, preferimos recomendar la bici… por todo lo anteriormente expuesto.
Recuerda que tanto si sales en bici como si lo haces en kayak, deberás respetar la normativa competente, ya sea en materia de tráfico o de canales de navegación. En muchos embalses no está permitido navegar, y puedes informarte en la Confederación Hidrográfica correspondiente.
Deja siempre dicho a donde vas, sobre todo si sales en kayak… en bici no es tan necesario pues siempre te vas a encontrar a alguien.
 


















 


lunes, 9 de junio de 2014

Algo sobre el kayak

-->
Una mañana tranquila, con marea ascendente y el viento en calma total… tras el botellón del viernes noche el panorama en la Magdalena es dantesco: todo tapizado de vidrios rotos y plásticos por doquier.
Hacía tiempo que no remábamos y disfrutamos bastante… de hecho hemos tenido un paro biológico de casi 8 meses… quien esté interesado en el “porqué”, que continúe con la lectura.
 No todos los días se tiene la oportunidad de pillar la estela de una embarcación de pesca: situado en la segunda ola eres capaz de sacar 300 metros de ventaja a tu compañero en tan solo 4 o 5 minutos… y sin esfuerzo alguno. Hay días que la bahía es un espejo, y gusta de aprovecharlos para remar.
Tras haber tenido en propiedad siete kayaks, en esta entrada vamos a hacer un juicio subjetivo sobre materiales, marcas, ergonomía y capacidad de nuestros kayaks, y algún otro que hayamos podido probar.
Lo primero que nos planteamos al comprar un kayak, debe ir enfocado al uso que le vamos a dar. No es lo mismo salir solo que acompañado, aunque por cuestiones de volumen, peso y almacenaje, aconsejamos el k1 frente al k2. Un k2 te condicionará a salir con alguien, pues con un solo remero, se vuelve ingobernable.
La segunda cuestión sería el tipo de material empleado para su construcción, y aunque puede ser muy variado, básicamente hay dos tipos de kayaks: de plástico y laminados.
En kayaks de plástico, no planteamos duda alguna: el mejor fabricante del mundo a nuestro juicio es Prijon. Hemos tenido tres Prijon: un Kodiak, un WaterDevil y un Millenium, y podemos dar fe de ello.
El proceso de construcción es el de extrusión e inflado del polietileno, lo que requiere una maquinaria mucho más costosa y voluminosa que el rotomoldeado, es por eso que Prijon pueda tener unos precios más altos, pero el resultado es un kayak más rígido, más resistente a las rozaduras, un plástico con memoria, que no se deforma, y una calidad de acabados fuera de lo común.
Si lo comparamos con otras marcas, Prijon es la que mejor soporta el paso del tiempo, además, un aspecto muy importante es que el distribuidor e importador nacional, Urkan Kayak, es bastante eficiente y solucionará cualquier problema que podamos encontrar en garantía o fuera de ella. Este aspecto dice mucho de una marca y nosotros lo hemos comprobado.
El puesto de “conducción” de Prijon es seguramente el más confortable del planeta, por los materiales que emplea y por la multitud de ajustes que podemos llevar a cabo para adaptar nuestro kayak al cuerpo… no al revés, como ocurre en la mayoría de embarcaciones.
Por ejemplo, el habitáculo de un WaterDevil, de solo 1,96m de eslora, es mucho más cómodo y ergonómico que el del modelo Sikuk, de FunRun, que mide 5,10m.
Marcas como Rainbow, Dagger, Wilderness o Perception, aunque tienen un aspecto inmejorable, no soportarán el paso del tiempo con la garantía de un Prijon. Además, los distribuidores de las marcas anteriores suelen ser bastante lentos a la hora de servirnos cualquier pedido…  Riumar nos tuvo cuatro meses esperando para devolver un chaleco defectuoso; sin embargo, Urkan Kayak, en tan sólo dos días nos sirvió una pieza que nos cambiaron en garantía, sin reclamar la defectuosa. Lo barato, sale caro.
Si pasamos a la fibra (laminados), vemos que los kayaks son más bonitos, deslizan mejor, pesan menos… pero hay que pagar un precio más elevado por ellos, y además son mucho más delicados en el manejo fuera del agua, y no se puede uno bajar del kayak en cualquier orilla pues corremos el riesgo de romperlo.
En kayaks de fibra, vemos unas diferencias de peso bastante grandes entre marcas, pero aquí no hay ningún truco, ya que el kilo de resina, pesa un kilo, y los paños de fibra pesan todos lo mismo. ¿Por qué un fabricante hace los kayaks más ligeros?, Porque aplica menos material. Al tener un kayak más liviano, este será mucho menos resistente ante los golpes y se podrá rajar en cualquier momento… comprometiendo bastante nuestra seguridad.
En este aspecto, FunRun se caracteriza por construir kayaks muy pesados, según algunos, lo cual les confiere una resistencia bastante probada ante un ocasional impacto contra unas rocas. Prijon, por el contrario, fabrica los kayaks de fibra bastante más ligeros, como Goltziana o Sipre, siendo más frágiles y delicados.
Si nos decidimos por un kayak Prijon, pero nos gusta más el aspecto de la fibra, podemos optar por un material único, que es el Prilite, que es un plástico ABS, con el acabado de un laminado, y la resistencia a los golpes de uno de polietileno. Tenemos experiencia con uno de ellos y es fantástico.
En el campo de la fibra, la única marca que podemos aconsejar, subjetivamente, es el kayak FunRun, ya que se fabrica en Fresnillo de Dueñas (Aranda de Duero) y tenemos la garantía de poder hablar con Javier de la Puente, el fabricante, y pedir el kayak a la carta, además, por la experiencia en el servicio postventa, cosa muy importante, podemos decir que en una sola llamada y en tres días, resolvió un problema con uno de los accesorios de uno de nuestros kayaks. Además, un pedido no suele tardar más de diez días en el caso de que tenga que construir para nosotros el kayak.
Esta empresa ha fabricado piezas para el catamarán polar que cruzó la Antártida con Ramón Larramendi, y pulkas para Jesús Calleja cuando fue con Ramón al Polo Norte. Esto nos da una garantía de su calidad.
Nuestra experiencia con Goltziana, fabricante portugués, es totalmente diferente. Tú no hablas con el fabricante. El resultado es que nosotros, para una devolución en garantía de un kayak que tenía un defecto de fabricación  (línea de crujía curvada), hemos tenido que esperar siete meses. Siete meses le quitan la afición al kayak a cualquiera… de hecho, en este blog (el que lo siga) se ha podido observar poca actividad piragüista y más actividad ciclista… últimamente.
Parafraseando a Soziedad Alkohólica, y a su excepcional disco: ¡No Intente Hacer Esto En Su Casa!, editado por Mil A Gritos Records en 1997, aconsejamos escuchar el tema Rumore, en el cual los vascos aceleran a la popular Rafaela Carrá en una descarga brutal de guitarra, bajo, batería y voz. De todas formas, no parafraseamos a estos grandes músicos, y todo lo contrario, aconsejamos “Hacer esto en Casa” y fabricarnos nuestro propio kayak, como han hecho algunos aficionados habilidosos en el bricolage… ellos, seguro que no tendrán problemas de garantía con los fabricantes.