miércoles, 25 de abril de 2012


Al CIELO

Nos trasladamos a Nerja,  preciosa población costera situada en el extremo más oriental de la comarca de la Axarquía Malagueña, y donde entre 1979 y 1980, se grabó la serie de televisión más famosa de nuestra infancia, con el Pancho y el Piraña correteando por sus callejas, rodaje que dio mucha fama al municipio.
En el centro de la población está el famoso Balcón de Europa, nombre propuesto por el rey Alfonso XII en 1885, que visitó la población tras un terremoto, y al asomarse ahí le dio la impresión de que se acababa el continente, y que lo próximo sería África. Desde el barandal del citado balcón, se contempla imponente la vertiginosa sierra de Almijara, con la cumbre del Cielo aunando todas las miradas.


Nerja limita al Norte con el municipio de Cómpeta, ocupando la mayor parte de su término municipal la sierra de Almijara, donde nosotros fijamos nuestro objetivo.
Cerca de Nerja, están las Cuevas de Nerja con una rica representación del arte esquemático del Gravetiense al Solutrense y donde las sociedades de cazadores, recolectores y pescadores nos han dejado un rico Patrimonio.
En el aparcamiento habilitado para acercarse a visitar la Cueva, es donde dejamos el vehículo, aunque si alguien posee un todo terreno, o aprecia poco la mecánica, puede adentrarse con el coche por el carril, y quitarse un buen desnivel de las piernas… cuestión de preferencias, pero aquí hemos venido a caminar.
También hay que comentar que la Consejería de Medio Ambiente puede cerrar la tranca que se encuentra en la entrada del parque e impedir el paso de vehículos.
Comenzamos la caminata por el carril, aunque existe un sendero que discurre por el mismo Barranco de la Coladilla, mucho más interesante, pues se camina por un desfiladero entre paredes verticales, aunque más entretenido.
 El día amenazaba bueno, así que, con premura fuimos avanzando, que la ruta prometía ser larga.
Llegaremos a un cruce de caminos donde hay una indicación al área recreativa El Pinarillo, y nosotros tomamos el carril de la derecha, para emprender la subida de la cuesta del Cielo.
Debido a la orientación de umbría de estas laderas, y de la composición arcillosa del suelo, vamos a caminar jalonados de un matorral denso y variado, abundando la coscoja, enebros, genistas, aladiernos, jara clara, así como, un frondoso pinar.


Vamos avanzando en constante subida, atrochando los continuos zigzagueos del carril, y llegaremos a un breve descanso, en el Collado Romero; atravesaremos el arroyo del Romero, seco en estas fechas, y poco a poco nos adentramos en la finca La Civila, de propiedad particular, por lo que debemos ser respetuosos con el medio igual que si no fuese privada.


Pasando el cortijo, el camino discurre estrecho y bien marcado, entre aulagas, romero y algún pino, que poco a poco van desapareciendo.
Lo realmente espectacular de esta ascensión son las panorámicas del Mediterráneo y  de toda la costa del Sol que vamos a ir disfrutando conforme vamos ganando en altura, pero esta belleza visual tiene un alto precio a pagar: desnivel.


Salimos a caminar desde una altitud de poco más de cien metros, y debemos alcanzar la espejada Cruz del Cielo, que se yergue a una cota de 1508m. Una vez alcanzado un collado, a 1090m, tenemos vistas de la costa granadina: La Herradura, Almuñécar, Motril, y Cabo Sacratif.


Bajo nosotros vemos la torre vigía de Maro, y a golpe de prismático, oteando el litoral, vemos muchas mas, las que pueblan toda la Costa del Sol.


Desde este collado, ya parece que podemos “tocar el Cielo”, pero aún nos quedan más de 400 metros de desnivel por salvar, y son los más duros de la jornada.


Dura tuvo que ser la vida de los Maquis que se echaron al monte en la postguerra, y que entre 1945 y 1954, batallaron con guardias civiles refugiándose en estos entornos escarpados de la sierra de Almijara y Tejeda.
Tras salvar el último y pedregoso tramo, se nos presenta la cumbre ante nuestros ojos, adornada con la famosa Cruz, un Vértice Geodésico, y un cartel de la consejería que te indica que has llegado al final del camino, aunque realmente el camino se puede continuar por toda la cresta… hasta donde a uno le apetezca. Hemos llegado al Cielo.

Ella era la reina de las aves, y yo era un miserable ratón
Ella iba volando por el cielo, y yo le dije ¡vamos al pilón!
Ni ella era la reina de las aves, ni yo le puse cara de ratón
Ni ella iba volando por el cielo, ni me comió el corazón.

Esto es parte de la letra de Sol de Invierno, de Extremoduro, y es que al cielo, no se va volando…hay que sufrirlo caminando.


La cruz debe ser visible (su reflejo) desde Nerja a ciertas horas del día y según que estación del año, pero no lo hemos descubierto aún, y según la leyenda, hace más de tres siglos que un marinero colocó una cruz de espejos en la cumbre por haber sido esta montaña, su guía tras un terrible naufragio…
Continuamos caminando por la cresta, hacia el pico que está 500m en línea recta al NE del cielo y se eleva unos metros más que este, obteniendo una vista distinta de nuestra cumbre por un momento.


Antes de emprender la bajada, contemplamos un rato la costa africana y algunas montañas nevadas de Marruecos, sierra Nevada, sierra de las Nieves, y un último vistazo a La Maroma, para decirle que nos veríamos al día siguiente.


Datos Técnicos

Localización: Parque Natural de las sierras de Tejeda, Almijara y Alhama
Población: Nerja (Málaga)
Altitud máxima: 1520m
Distancia recorrida: 21kms
Desnivel: 1470m
Tipo de trazado: Lineal
Clima: Media montaña

1 comentario:

  1. Me ha gustado la ruta, con unos paisajes agradables a la vista.En las cuevas de Nerja, estuve hace ya muchos años.
    Un saludo.

    ResponderEliminar